Factura de la luz

El recibo de la luz es el importe que tiene que abonar el cliente en cada periodo de facturación. Desde la reforma eléctrica del 1 de abril de 2014, se ha cambiado el sistema de fijación de precios y el cliente puede escoger la comercializadora eléctrica que se adapte mejor a sus necesidades como consumidor.


¿Qué conceptos componen la factura de luz?

La factura de la luz es un documento que se envía a la vivienda del consumidor, donde se especifica el gasto de electricidad que ha efectuado durante un periodo de tiempo y está compuesto por una serie de conceptos que explican esta información al usuario que la recibe:

 Término de potencia contratada. Es un término fijo que se abona en cada factura en concepto de la potencia máxima que tiene contratada el usuario en su vivienda.

 Término de consumo. Es la energía facturada que se mide en kilovatios hora (kWh) durante el periodo de facturación.

 Alquiler de contador en caso de que lo tenga alquilado. Actualmente, se está cambiando el sistema de medición analógico por uno digital y se espera que esta modificación esté realizada antes del 31 de diciembre de 2018.

  • La variación de este contador se realiza de manera gratuita a excepción del alquiler mensual que se abona y que se refleja en la factura de electricidad.
  • Este tipo de contador permite poder contratar la discriminación horaria tanto en mercado libre como regulado.

 Servicio Técnico en caso de que lo tenga contratado.

 Impuesto sobre la Electricidad. Este valor es el mismo para todas las compañías eléctricas ya que está regulado por el Gobierno. El impuesto eléctrico es de 5,11269632% que se aplica al total del consumo y potencia contratada.

 El IVA también es un valor regulado por el Gobierno, se aplica sobre el total de la factura y actualmente se encuentra en el 21%.

¿Qué aspectos se pagan a la compañía?

De los conceptos nombrados en el apartado anterior, los términos que se abonan a la comercializadora eléctrica son los de potencia contratada y el término de consumo. En el caso de que el consumidor tenga contratado un servicio de mantenimiento, este valor también se le abonará a la compañía de luz.

¿Y cuáles se paga al Gobierno?

La parte de la factura de la luz que va destinada al Gobierno es la de los impuestos regulados por el mismo. Es decir, las retribuciones exigidas por el Ministerio de Industria son el Impuesto sobre la Electricidad y el IVA sobre el total de la factura.

¿Tengo que pagar algo a la distribuidora?

El alquiler de equipos de medida, es la parte correspondiente de las distribuidoras. Este alquiler es opcional, pero suele ser más rentable para los usuarios tenerlo alquilado que hacerse cargo personalmente de los costes de su instalación y mantenimiento.

¿Cómo se calcula una factura de electricidad?

Para calcular el importe total de la factura de la luz, se deben tener en cuenta los distintos elementos que la componen y en la siguiente tabla se puede ver un ejemplo de la factura desglosada para una vivienda con consumo medio:

Concepto Datos media de España Importe de recibo Medidas de ahorro
Energía facturada
  • 560kWh x 0,118602 €/kWh
  • 66,41 €
  • Tarifas con descuento en consumo
Potencia facturada
  • 4,6kW x 60 días x 0,115187€/kW día
  • 31,79 €
  • Reducción de potencia si es posible o descuento en término fijo.
Impuesto sobre electricidad
  • (66,41 + 31,79) x 5,11269632%
  • 5,02 €
 
Alquiler de equipos de medida
  • Depende del tipo de contador
  • 2 € aprox.
 
IVA
  • 21%
  • 22,09 €
 
Total  
  • 127,31 €
  • Comparar tarifas eléctricas.

¿Cada cuánto llega una factura eléctrica?

El periodo de facturación del suministro eléctrico puede ser mensual o bimestral. En cada factura vienen desglosados los datos del suministro de luz así como los datos relacionados con el abastecimiento del usuario. El cliente tiene la opción de incorporar el gas en el mismo recibo.

¿Cómo puedo ver mi factura eléctrica?

La comercializadora se encarga de enviar la factura al cliente cuando se ha cerrado su periodo de facturación. Éste de dos maneras de ver su factura de la luz, a través de Internet si es un recibo electrónico o a través del correo convencional.

  1. La facturación electrónica es una nueva modalidad de acceder a los datos de facturación que permite mantener el documento en el ordenador o imprimirlo.
  2. La facturación en papel es la convencional. El usuario recibirá las facturas en el domicilio una vez vencido el periodo correspondiente y es recomendable conservar una por si fueran necesarios los datos de abastecimiento.
 

Selectra es el 1er comparador de tarifas de electricidad y gas natural en España, con más de 11 millones de euros ahorrados a sus clientes en 2017.

Saber más